CDM / NOTICIAS

El CD Mirandés realiza un año más su habitual ofrenda floral a la patrona, la Virgen de Altamira.

Directiva, cuerpo técnico, plantilla y filial estuvieron presentes en el acto.

Volver

17/10/2019 10:55

Directiva, cuerpo técnico, primer equipo y filial acudieron a la iglesia Santa María para la tradicional ofrenda de flores, con las que rogar por nuevos éxitos para esta ilusionante temporada que ya ha dado comienzo en la categoría de plata del fútbol español.

El consejero del Club Deportivo Mirandés, José Antonio Roa, fue el primero en tomar la palabra, introduciendo el acto de la ofrenda.

Por parte de la plantilla, fue el capitán Gorka Kijera el encargado de subir al atril y dedicar en esta ocasión unas palabras a la patrona. Orgullo, responsabilidad y pasión fueron algunas de las consignas a las que el defensa rojillo hizo referencia en su discurso, para después acordarse del fútbol base y terminar finalmente rogando a la Virgen de Altamira nueva suerte para el presente curso.

Tras el discurso, el propio Gorka Kijera junto al resto de capitanes de la primera plantilla, Limones, Sergio González y Jon Guridi, portaron hasta el altar camisetas, botas y balón a la patrona, mientras que el jugador del equipo filial Rodrigo Molpeceres hizo entrega de una bufanda del equipo. A su vez, el presidente del Club Deportivo Mirandés, Alfredo de Miguel Crespo, fue el portador de las flores.

Para concluir el acto se llevó a cabo un momento de recuerdo a los abonados rojillos y aficionados allegados al club que han fallecido este último año, con un alegato final a la patrona rogando su protección, cobijo y apoyo.