CDM / NOTICIAS

Victoria a domicilio y adiós a otra maldición (0-2)

Los rojillos se impusieron en la Nova Creu Alta frente al C.E. Sabadell F.C. con los goles de Pablo Martínez y Víctor Gómez.

Volver

10/10/2020 15:48

Victoria, tres puntos y adiós a otra maldición. El C.D.Mirandés rompió el maleficio de la Nova Creu Alta con dos goles que llegaron en la segunda parte, obra de Pablo Martínez y Víctor Gómez.

La segunda salida del curso se saldó de nuevo con victoria para los rojillos  ante un C.E. Sabadell F.C. que plantó cara, pero no pudo contener el empuje de los de José Alberto López en una segunda mitad impecable.

El partido volvió a exigir la máxima concentración, en  una categoría donde hasta el más mínimo error puede penalizar el trabajo de todo un partido. Así el C.D.Mirandés salió concentrado y muy solidario en un primer tiempo en el que había que calibrar las opciones de ganar esos tres puntos.

Sin apenas ocasiones a destacar, los rojillos se mostraron muy ordenados y seguros en la parcela defensiva, buscando a su vez a sus jugadores más creativos para trar de hacer daño al conjunto arlequinado.

No se movió sin embargo el marcador en esos primeros 45 minutos y todo se decidiría en la segunda mitad. La entrada de Pablo Martínez por Moha en el descanso daría un aire nuevo al equipo, que empezaba a intimidar la portería defendida por Mackay.

Avisaba Shutte con un remate abajo que despejaba el guardameta para que Jirka, en fuera de juego, mandase el balón a la red en el minuto 68 de juego. No valía el gol, pero sin duda era un primer gran aviso de que los rojillos querían llevarse el partido.

Los buenos minutos de los visitantes acabarían recogiendo su premio minutos después. Un buen balón de Víctor Gómez desde la derecha lo remataba a gol Pablo Martínez con la testa. Era el 0 a 1.

El gol no relajó en absoluto a un C.D.Mirandés que quería más y sabía como hacer daño. Con un Víctor Gómez cada vez más presente en las acciones ofensivas llegaría el segundo. Precisamente el lateral catalán se atrevía con un zapatazo lejano que se colaba imparable ajustado al palo. Era el segundo y definitivo tanto del partido, a 13 minutos del final.

A partir de ahí, los rojillos supieron guardar la pelota y achicar los balones que llovían sobre la portería de Raúl Lizoain para cerrar un triunfo histórico, el primero en la Nova Creu Alta, que deja al C.D.Mirandés con ocho puntos ya en la tabla.

Se habla de: CD Mirandés, CE Sabadell

CDM / NOTICIAS SUGERIDAS